Colombia, super chévere

Muchos viajeros nos habían dicho que Colombia era genial, pero no nos esperábamos que realmente lo fuera tanto ya que no dejan de ser opiniones subjetivas y la gente tiende a no contar lo malo. Nadie te dice “no vayas a ese pueblo porque es horrible”. Sin embargo, la gente de Colombia es asombrosamente generosa. Nunca nos han tratado mal, pero tampoco tan bien. Esas cosas que cuentan lo viajeros de ir por la calle y que te inviten a comer o se acerquen a conversar suceden más de lo normal aquí. Hemos estado en casas de familias que nos han tratado de maravilla, nos han llevado a pasear, nos han invitado a comer sin dejarnos pagar nada y no han querido que nos fuéramos de sus casas. Para nosotros ya era abusar quedarnos más de dos días, pero la hospitalidad de ellos es increíble.

En una ocasión nos adelantaron dos motos BMW y nos dijeron de parar a un lado. Nosotros no entendíamos nada, además llevaban otra moto detrás con dos policías que los escoltaban. Era una familia con dos hijos y la madre se dedicaba a la política y como estaban de elecciones llevaban escoltas. Se querían hacer una foto con nosotros y al contarles del viaje quisieron invitarnos a comer. Al restaurante llegaron dos BMW más que nos invitaron a acompañarles en su ruta. Así que después de comer con esa familia encantadora seguimos camino con estos dos que al final del día nos invitaron a cenar y acompañaron hasta un hotel. Lo pasamos genial rodando con ellos. Estamos haciendo muchos amigos.

También paramos una vez a comprar agua y se nos acercaron unos señores y una mujer a preguntar por el viaje, estaban asombrados y antes de irse la señora nos regaló unos dulces para el camino. También, como los anteriores, nos dejó su teléfono y email por si necesitábamos algo.

Además de la gente hospitalaria, en Colombia nos estamos encontrando con muchos motoviajeros con los que no perdemos oportunidad de tomar algo y compartir experiencias de los viajes. Para mi, de los mejores momentos.

Llevamos once días en este país y estamos disfrutando mucho, aunque hay que decir que la gasolina y los hospedajes son más caros, pero se disfruta, ah y la comida es deliciosa.

Nuestro próximo destino es la costa del caribe colombiano donde además tenemos que averiguar como cruzar a Panamá ya que por tierra no se puede, no hay carreteras que unan Sudamérica con Centroamérica, y está el famoso Tapón de Darién que las separa, así que toca ir por aire o mar…

Laguna de La Cocha, Pasto:

Imagen

Imagen

Imagen

Imagen

Imagen

Las hermanas de Giovanni, súper simpáticas, que junto con su familia nos alojaron en su casa y trataron de maravilla: chicas os esperamos en España!!

Imagen

Imagen

Imagen

Imagen

Imagen

En la Reserva de Río Claro nos hicieron un súper precio para poder alojarnos en las eco cabañas de adentro. Las cabañas no tenían media pared así que fue como dormir en plena selva, no había TV ni internet, solo nos acompañó el sonido del río y de los pájaros, bueno y algún insecto….

Imagen

Imagen

Imagen

Anuncios
Categorías: Colombia | Etiquetas: , , , , , | Deja un comentario

Navegador de artículos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: